El Viejito Pascuero

Don Nicolás lleva 77 años trabajando de Viejito Pascuero en orfanatos pobres. Lo suyo es pura filantropía, nunca ha cobrado un peso. Vive malamente de una escuálida jubilación que le alcanza para comer una vez al día y para comprarle pelets a Rodolfo, su gato. No puede comprar el diario, por lo que calca con papel carbón los puzzles de los ajenos. Don Nico, se ve obligado a vestir diariamente su traje rojo, es la única ropa que tiene. La barba es original, como lo es también el ponpón del gorro que agranda a diario con las pelusas que saca de su ombligo. Desde que llegó por el aire una carta a sus manos no hace más que intentar descifrarla con ilusión. Esta será la última carta que recibirá en su vida (y no era para él).

0 comentarios:

Publicar un comentario

Suscribirse a Enviar comentarios [Atom]

<< Página principal